Empezar de nuevo

Como sabéis, desde hace unas semanas, estoy de lleno con Isabel Keats y sus novelas. Ahora, le toca el turno a Volver a empezar, que vio la luz en 2013 y fue galardonada con el Premio Digital HQÑ. Aunque Volver a empezar es una novela agradable, que se lee a buen ritmo y que engancha bastante, tengo que admitir que, de todos sus libros, es el que menos me ha gustado.

Algo más que vecinos

Cada uno de nosotros, en lo más íntimo de nuestro ser, escondemos algo que, de vez en cuando, sale a dar un pequeño garbeo, y que, casi siempre, intentamos refrenar. Hay personas que albergan en su ser auténticos demonios; otras que van de duras por la vida, cuando resulta que, en su interior, son más dulces que los perritos de Scottex; y otras que, en la intimidad de su domicilio, dan rienda suelta a los gustos sexuales más dispares.

Te odio, pero bésame

Cuando comencé Te odio, pero bésame no tenía ni idea de quién era Isabel Keats. De hecho, pensaba que era una especie de SEP o una Sophie Kinsella, anglosajona por supuesto, y su novela la típica que acaba en boda con damas de honor incluidas. Cuando la terminé, solo podía pensar: ¿Por qué no conocía yo a esta mujer?